Final

Cuando el silencio te acompaña
y se mudan los colores
el miedo inicia su campaña
argumentando temores.

Y tú, de corazón cobarde
dejas que tu alma se encoja,
cierras los ojos a la tarde
que se envuelve en la congoja

de esa estúpida cobardía,
de penas inexorables
que va hundiendo al que latía
en abismos insondables.

Cuando te engulle la soledad
y la luz desaparece,
los sueños quedan en orfandad
y tu futuro… fallece.

-DasG-