Cortejos

Discípula de la muerte
que te ocultas en las sombras
entre susurros me nombras
como tentando a la suerte

pretendes reclamar
mi alma hecha pedazos
y borrar mis pasos
con tus juegos de azar;

disfrazas tu canto
con el viento vespertino
para hacer que mi destino
sea de servil llanto.

Quieres someterme,
hacer de mí un fantoche;
me acechas cada noche
fingiendo quererme

y conjuras maldiciones
en lenguas prohibidas
para fundir nuestras vidas
con vacuas pasiones;

discípula de la muerte,
princesa encantada,
mitad bruja, mitad hada
no moriré… ¡sin tenerte!

-DasG-

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.